Alpha's Manifesto

A black and white figure's thought-hive

Auriculares y conversores digitales-analógicos

La búsqueda del sonido perfecto

Siempre fue de mi filosofía que si uno pasa mucho tiempo en una determinada actividad, debe hacer toda la inversión posible para que sea muy disfrutable. Es muy parecido a la Ley de Amdahl: siempre conviene invertir en mejorar las partes más grandes y, como aconsejan muchos sistemas de productividad, solucionar los problemas más graves primero.

En mi caso, la cuestión era relativa a la música. Prácticamente todo el tiempo estoy escuchando música, así sea mientras trabajo, mientras me divierto, mientras leo algo, o simplemente de fondo mientras hago algo más. Tener una buena experiencia mientras escucho música iba a ser, entonces, para mi un cambio muy grande en la forma en la que puedo apreciarla.

Para aquellos que no conozcan mis gustos musicales, se trata de estilos de música en donde realmente se hace un uso continuo de la banda de frecuencias disponibles. Pasando por el heavy metal y el metal sinfónico, terminando en el power metal, el electro dark y el dubstep. Este es el tipo de música (aunque no los únicos) en donde ser escuchados con buena y con mala calidad dejan ver dos obras completamente distintas, y como siempre digo “hechas para ser escuchadas a alto volumen”.

(Read more →)

La confianza por el equipo

El manual de Nick Fury para coordinar equipos

Cuando escribí mi review de la película Avengers mencioné lo siguiente:

Nick Fury es el coordinador de ese movimiento [Avengers defendiendo al mundo], y con su actitud de badass se encarga de dejar claro qué es lo que estamos enfrentando y qué es lo que él está dispuesto a hacer.

De hecho, ese último punto me gusta mucho y lo usaré como referencia luego. Se nota mucho como él, creyendo en su grupo a pesar de las deficiencias del mismo, pone en peligro mucho de su persona y de su carrera personal para permitirles hacer lo suyo. Ya habrá otro post sobre eso.

Esta parte de la película (no se preocupen, no arruinaré la trama) me trajo una anécdota muy interesante y algo que quiero destacar sobre la forma en la que MakingSense busca hacer su trabajo. En esta historia, el Consejo (autoridad) no creía que los Avengers fueran la solución y deciden hacerlos de lado, haciendo caso omiso de las recomendaciones de Nick Fury y sus palabras de esperanza. Cuando ellos, de forma determinante, deciden que el grupo de Nick no tiene nada que hacer, él deja todo de lado. A riesgo de perder su carrera, ser acusado de traición y hacer fracasar toda la operación, él toma un lanzacohetes y elimina un avión del Consejo.

¿Qué mejor forma de demostrar que tenemos confianza en nuestro equipo que tomar un lanzacohetes y defender al equipo, arriesgando todo?

(Read more →)

La belleza entra por los ojos

Una historia real

Una muy bonita anécdota que tenemos para contar cómo nuestro trabajo en User Experience comienza a dar sus frutos es una historia que a César le gusta contar, específicamente por la fuerza que esta historia tiene.

La historia comienza con MakingSense trabajando en una propuesta para un cliente nuevo. Siendo nuevos en nuestras tratativas con esta empresa (una empresa con altos estándares de seguridad), queremos realmente mostrar lo mejor que tenemos. La aplicación que debíamos realizar era desafiante desde el concepto que trataba, porque involucraba mucha seguridad, muchas tecnologías nuevas y muchas características que ayudan al usuario pero hacen difícil de congeniar con las anteriormente mencionadas. Nuestros arquitectos trabajaron en resolver ese problema pero las propuestas siempre resultaron más concretas cuando se puede ver el resultado final.

Entonces también se invirtió mucho en la zona de User Experience de esta propuesta. Sabrán ustedes que estamos haciendo presión sobre este tema últimamente (y si andan leyendo por aquí, seguramente lo habrán notado). Creemos que el UX es un factor de valor agregado, creemos que cuando todo lo demás está bien hecho, este marca una diferencia increíble.

De vuelta en la historia, el equipo de MakingSense trabajó en hacer un buen pre-diseño de user experience, lo que involucraba el desarrollo de flujos de usuario, screenshots de cómo podría llegar a verse el producto, muchos mockups y pequeños prototipos que nunca vieron la luz, pruebas de concepto, etc. Cuando uno trabaja para un proyecto que no es proyecto aún, sabe que está en riesgo. Sabe que si no se concreta la oportunidad, fue tiempo y dinero perdido.

El día de la propuesta se acercaba y las gotitas de sudor iban siendo más comunes en la frente de los involucrados. Se hizo muchisimo hincapié en esos screenshots, se cuidó hasta el ultimo detalle, se hicieron varias rondas del desarrollo del UI (interaction design, wireframes, IA) hasta llegar al diseño final con el que se estaba listo para presentar.

Finalmente, el día llegó.

César asistió a esa reunión en donde nos presentábamos de manera formal con nuestro cliente (aunque ya había habido tratativas informales anteriormente) y pusimos el proyecto sobre la mesa. Se explicó por qué MakingSense era apropiado para hacer el proyecto, se explicó qué teníamos en mente para solucionar su problema, y se mostraban algunas pantallas que ejemplificaban cómo podría haber quedado el sistema terminado.

En ese momento de la reunión la tensión subió. El arquitecto que pertenecía al cliente interrumpió la conversación, dijo “Esperen”, y se fue de la habitación. En menos de dos minutos estaba de vuelta con alguien más, y lo presentó como el CEO de la empresa.

“Quiero que él vea lo que ustedes pensaron”, nos explicó. “Estas pantallas son más de lo que teníamos en mente, definitivamente queremos que esto se vea así, y que de ahora en adelante, todo lo que hagamos sea así.”

Traduciendo la experiencia, ellos sabían lo que querían que el sistema haga. No sabían la diferencia que se podía hacer con UX, no sabían que se podía brindar una experiencia totalmente nueva y agradable, especialmente cuando los sistemas tienen muchos requerimientos de seguridad, o cuando la complejidad son los árboles que no dejan ver el bosque.

La propuesta se convirtió en proyecto y el cliente se convirtió en partner, y hemos trabajado juntos para lograr maravillosos productos.

Anécdota: Belleza de la destrucción

"¿No es hermoso?"

Hoy me levanté con ganas de contar anécdotas, y hace tiempo que tenía ganas de escribir sobre esto así que el momento se dio oportuno. Disfruten de la historia, seguramente vendrán más como esta en el futuro. PM, si estás leyendo esto, gracias por la maravillosa anécdota y las enseñanzas.


El profesor de arte

Hace varios años ya, cuando yo estaba en secundaria, durante un año tuvimos una clase sobre Arte Contemporáneo (para ser sincero, no recuerdo el nombre exacto de la materia, pero era algo sobre arte). La materia debía de ser una especie de introducción a los artes en general aunque nuestra orientación particular era sobre ciencias naturales. Un poco de balance apropiado.

El primer día de dicha materia, sin mucha gloria apareció el profesor, a quien yo ya conocía de otro ámbito más personal. Esta persona, si bien yo ya tenía mis ideas privadas sobre su personalidad y su profesionalidad, ciertamente no era un artista (¿o lo era?). Ciertamente nos demostraría luego que tenía muy buenas habilidades para el discurso y para abordar el tema.

Adelantando un poco los meses, ya había pasado más de la mitad del año, y estamos situados en Septiembre. Específicamente, en Septiembre del 2001. Como muchos sabrán, ese mes, y específicamente, el 11 de Septiembre, fue un día algo preocupante para todos los que viéramos las noticias. Estados Unidos había sufrido un ataque terrorista que había derribado las torres del World Trade Center, utilizando aviones como armas. Muchas vidas se perdieron y mucha gente se sintió asustada de qué vendría luego. Esto ocurrió un Martes, un Martes 11 muy inusual.

El shock post-tragedia

El siguiente Viernes, si mal no recuerdo, tocaba un rato de nuestra clase de arte. Como en este caso la clase era más corta, no teníamos receso desde la clase anterior. El profesor entró directamente al aula y dejó sus cosas sobre la mesa. Nadie lo saludó ni él saludó a nadie. Venía muy concentrado en algo. Revolvió su maletín y sacó un periódico, extendiéndolo y mostrándolo a toda la clase.

El silencio nos invadió.

El periódico mostraba una primera plana, en página completa del ataque del 11 de Septiembre. Específicamente, la página era una fotografía a color de una torre con el segundo avión estrellándose, mientras la nube de humo negra del primero seguía saliendo y oscureciendo el cielo. Los pensamientos y recuerdos morbosos nos hacían pensar que incluso mirando en detalle podría verse gente que estaba saltando para evitar la embestida del segundo avión. La parte inferior de la foto tenía algunas letras blancas como título, que se destacaban entre el azul oscuro de los vidrios de la torre y el nefasto humo que subía al cielo.

Nadie sabía qué decir. El profesor rompió el silencio.

— Díganme… ¿no es hermoso?

Si antes estábamos mudos, ahora estábamos en shock. Él pareció darse cuenta de haber dicho algo terriblemente equivocado, pero hizo una corrección sin retractarse.

— Ya sé que es algo trágico, pero dejemos eso de lado un momento. ¿No es majestuosa esta imagen? ¿No los impacta? Esto es arte.

La discusión comenzó y mis recuerdos se vuelven más difusos al respecto, pero en esas tres o cuatro frases había grandes enseñanzas. Estuviéramos de acuerdo o no, nadie podía negar que la imagen era impactante, y que nadie podía sentirse indiferente. A todos nos producía un sentimiento, fuera el que fuera. A todos nos movía por dentro, a todos nos afectaba. No conocíamos a nadie que estuviera en las torres, quizá algunos conocieran gente que vivía en Estados Unidos, la gran mayoria no. Ya habíamos visto las noticias, ya habíamos escuchado sobre conspiraciones, ya habíamos escuchado relatos de víctimas, sobrevivientes por suerte y quienes nunca tuvieron nada que ver.

Pero aún así, la imagen gritaba más fuerte que cualquiera de nosotros.

El resto de la clase careció de importancia. Todo lo que tenía que ser dicho fue resumido en esos cortos momentos.

Manifiesto: Cerrando el 2011

Se me ocurrió hacer esta especie de recuento en la que resumo el año personal, a modo de balance. Por supuesto, muchas cosas van a quedar afuera de este resumen, tanto por privacidad personal como por respeto a otros. Si creés que deberías estar acá y no estuviste, sacá un número porque van a ser muchos, y no por desmerecerlos.

En cuanto a mi vida, como varios saben, la comencé en Estados Unidos este año (menos una semana de Enero pero… quién cuenta los días?). El estilo de vida es distinto, el estilo de la gente es distinto, las ciudades son distintas, las comodidades son distintas, la forma de vivir y aproximarse a las cosas es distintas. Muchos podrán abogar por beneficios y otros podrán resaltar desventajas (y de hecho, todo eso ya fue hecho), pero la verdad es que me siento más cómodo. El tipo de vida nuevo me ha traído una comodidad especial, no en lo material sino en la forma de vivir. No creo encontrar las palabras exactas – al menos no ahora – para lo que quiero decir, pero espero que se entienda. Mi vida personal ha mejorado mucho y hemos disfrutado mucho de ella en detalles y en cosas importantes.

Me hice más adepto a las películas, creo que este año cuento unas dieciséis reseñas en mi blog pero sé que ví varias más. No parece realmente mucho pero tengo años con cuenta nula. Volví a la lectura (técnica todavía, tendré que en poco volver a la ficción – ¿podría ese ser un propósito para el año que viene?). Comencé a tener en cuenta técnicas de mejor productividad personal, y mi objetivo era que mis 8 horas de trabajo me alcanzaran para mi trabajo y para auto-mejora en el trabajo. Estoy muy muy cerquita de lograrlo y parece que pronto me van a dar una ayuda enorme, pero vamos a hablar de trabajo luego. Pronto volveré a la música (yay?), y de a poco quizá vuelva a la escritura (yay?). Este año sólo he publicado las reseñas de películas, algunos juegos y cinco sueños.

¡Volví a jugar! Hacía años que no jugaba, este año disfruté de Portal 2 (como no podía esperarse menos), varios juegos experimentales ([1], [2], [3]). Esperando poder probar luego Deus Ex (Human Revolution) jugué a Deus Ex (el primerito) y Deus Ex: Invisible War. Jugué al Halo (al primero), posiblemente luego continúe con la saga. No hice review de ellos porque realmente no sé qué comentar que sea nuevo. Amplié mi ámbito de juego a las consolas. Tras haber probado Soul Calibur y algunos otros de XBox, me quedé atrapado con Zelda Skyward Sword (ay, qué adicción).

Ahora sobre trabajo… mi cambio ha generado un gran cambio en lo que mis responsabilidades eran, y si bien me tomó un tiempo entenderlo, creo que he logrado cierto buen desarrollo. No es un mérito propiamente mío, me ha tocado un equipo de trabajo impecable y que realmente es responsable y de confiar. (Si alguno de ustedes lee esto, felicítense de mi parte.) Me desempeñé un poco más en management que en desarrollo en sí, pero no me atrevería a llamarme manager, me faltan años para tener la experiencia necesaria. Me he basado en la comunicación y hemos resuelto problemas bastante graves con entendernos todos un poco más. Y esta es la anécdota más interesante que tengo: hemos hecho un éxito de un proyecto que no debió serlo. Creanmé, ese proyecto estaba en su apocalípsis y las bombas seguían llegando. Lo logramos like a boss.

De a poco me abrí un poco más y comencé ciertos proyectos de investigación, algo que siempre me había llamado. Comenzamos a darle más seriedad y estoy llevando a cabo varios proyectos para hacerlo real. Esto es algo que debe seguir pasando, pero me emociona mucho.

Como para darle más interés, me he codeado con mucha gente por acá que me ha dado una nueva visión de lo que es mi trabajo (eventos, colegas, conocidos). Realmente se trata de innovación, realmente se trata de empujar la industria para adelante. No voy a creerme que yo voy a ser quién haga revoluciones industriales, pero ya me hicieron creer que mi aporte puede ser una semilla de eso. ¡Me llevaron a ser opinólogo! Resulta que ahora respondo preguntas de productividad, programación, bases de datos, experiencia de usuario, y algunos más por ahí. Me gusta más mantenerme al tanto, me gusta más saber lo último. Me satisface poder dar rienda suelta a mi curiosidad.

¡He empezado a cuidar mi apariencia! ¿Quién lo creería? He encontrado un balance entre sentirme cómodo y verme bien (aunque dudo eso último), hasta he recibido halagos de diversa gente por mi forma de vestir y verme. Debo reconocer que he recibido mucha ayuda con esto, no es mérito mío tampoco, pero creo que ha sido un gran avance.

¡He vuelto a clases! La experiencia no fue tan placentera como la esperaba. Tomé cursos online en Stanford, y pensé que tres cursos serían soportables. Lo fueron, pero requirieron mucho esfuerzo de mi parte y lo que menos quisiera es frustarme con ellos. Quiero disfrutarlos. El año que viene haré un par más, vamos a ver. También he vuelto a la tesis de mi vieja carrera (debo agradecer a A. M. por esa oportunidad, me ayudó mucho y fue quién me ofreció la oportunidad y el contexto que yo necesitaba para embarcarme en eso). Quién sabe, quizá en un par de años sí tenga mi título de ingeniero después de todo.

¡Agrandamos la familia! Ahora en casa Lino y Sable ambos haciendo de las suyas. Cada tanto se merecen algún tweet porque no me dejan de sorprender. No sería lo mismo sin ellos.

Por último (y sólo por ser lo más importante), tengo que dar un reconocimiento extra a Tassy, realmente ha hecho mucho por mí, desde detalles a cosas increíblemente importantes. Innumerables. Increíbles. Este año ha sido precioso compartirlo y toda esta aventura no sería lo mismo si no hubieras sido parte de él. ¡Por muchos más y más aventuras!

El balance es positivo. ¡Salud! ¡Por un nuevo año bueno para muchos! ¡Happy new 2012!

Seminario ASP.NET con VS 2008

El día de hoy tuve el gusto de poder participar como disertante en un seminario que se dio en la Universidad FASTA, junto a Adrián Cura, presidente de MUG Argentina, quién se encargó de explicar la parte teórica, y yo dando demostraciones en vivo y en directo de cómo funcionan muchas de las características o fundamentos mencionados.

Si bien el tema de la charla, en lo que se publicó originalmente, trataba del nuevo modelo de programación de ASP.NET con .NET Framework 3.0 o 3.5, ASP.NET AJAX y Windows Communication Foundation, en realidad el temario fue un poco más extenso.

Comenzamos a las 9.15 de la mañana, presentándonos y mostrando un video, la publicidad de Proyecto Natal de Microsoft. Hablamos de la experiencia del usuario, y cómo las nuevas tecnologías apuntan a mejorar esa experiencia y tratar de naturalizar la interacción del usuario con los sistemas, en lugar de adaptar el usuario a los paradigmas de programación. Esto se enlazó con la facilidad que el programador debe tener para poder tener una buena experiencia como desarrollador y las herramientas que posee. Esto a la vez se enlazó y comenzó la exposición sobre .NET Framework 2.0, 3.0 y 3.5 y se explicó qué tiene de nuevo y en qué nos beneficia.

Entre estas cosas, se mencionó ASP.NET AJAX y la gran diferencia que genera en la experiencia del usuario la presencia de AJAX, y la gran diferencia de desarrollo que genera que todo esto esté presente en una herramienta existente, sin necesidad de reinventar la rueda. Tras una breve pausa para tomar un café, se hizo una exposición en vivo de algunos pequeños ejemplos mostrando el funcionamiento de ASP.NET AJAX, explicando cómo funcionaban internamente y cómo hacían transparente al desarrollador y al usuario un montón de cuestiones que siempre fueron necesarias tener en cuenta para el desarrollo web.

Pasamos a una segunda sección, que fue WCF (Windows Communication Foundation). Se habló del paradigma de programación orientado a servicios brevemente, y cómo este pilar de la arquitectura .NET nos provee de herramientas para poder afrontar dicho paradigma. Se habló de los servicios, sus características, y tras haber refrescado todo eso, una breve demostración en donde se podía ver un servicio funcionando, y la manera en que este era implementado a través de las herramientas que Visual Studio 2008 provee.

Finalmente, se pasó a una explicación introductoria a Silverlight y Windows Presentation Foundation, otro pilar de la arquitectura .NET, que se basa en enriquecer la experiencia del usuario y generar una interfaz amigable para cualquier tipo de aplicación, y de qué forma Microsoft provee nuevas herramientas y estándares para no hacer de esto una tarea imposible para los desarrolladores y los diseñadores.

La charla terminó a las 13:00 como se encontraba previsto, aunque nos quedamos un rato más hablando sobre ciertas inquietudes particulares de alguna gente, tras lo cual efectivamente nos retiramos.

Soy un zorrinito ASP.NET.

Testing como parte del proceso de calidad de software

Hoy finalizó el curso de tres días de Testing como parte del proceso de calidad de software, organizado por ATICMAUniversidad FASTASEPYME, en conjunto con el INTI. Dicho curso, dictado por Victoria Martínez Suárez del Laboratorio de Testing y Aseguramiento de Calidad de Software del INTI Córdoba, constó de una serie de puntos a tener en cuenta en el momento a comenzar con el proceso de testing y cómo integrarlo a un proceso de desarrollo ya implantado en nuestras empresas. El curso constó de 7 (siete) horas por día durante 3 (tres) días, siendo los mismos Jueves 19, Viernes 20 y Sábado 21 de Marzo de 2009.

El curso comenzó con la introducción al testing del software. Sus ventajas y desventajas, y la introducción a conceptos comunes en un área que aún se encuentra en desarrollo como parte del proceso de software. Se introdujeron varios de los estándares internacionales utilizados para la organización de dicho proceso en cuanto a documentación, definiciones de ciertos de los aspectos del mismo.

Ese mismo día, tras haber terminado con esa introducción, se procedió a hablar del testing como parte del proceso de calidad. Se hizo mucho énfasis en el valor agregado que aporta el hecho de hacer testing de software ante el aseguramiento de la calidad, y, como se repitió varias veces: “el costo de no hacerlo”. Finalmente, se procedió a hacer combinar el proceso de desarrollo y el proceso de testing, que posee un ciclo de vida propio, flexible y complejo.

Terminada la visión de proceso, se siguió ya introduciéndonos en distintas metodologías de testing de software, que incluyen distintos tipos de prueba, es decir, según el aspecto que quiera medirse. Según lo deseado de evaluar, qué tipos de pruebas pueden efectuarse y cómo se relacionan con el proceso, qué granularidad deben tomar esas pruebas, qué se debe hacer para que sean satisfactorias, qué hacer con los resultados, cómo re-evaluar, etc.

Teniendo una posición más práctica, comenzamos a indagar en el proceso de derivación de casos de prueba a partir de distinta documentación o fuentes de información (bases de las pruebas) que pueden generarse a lo largo de las etapas del desarrollo de software (sea cual sea su ciclo de vida, cascada, iterativo, ágil, etc). Luego se habló del ambiente de pruebas, se resaltó la enorme importancia de un ambiente de pruebas controlado y correctamente configurado.

Luego se habló de un modelo tentativo para el ciclo de vida de las pruebas (no confundir con el ciclo de vida del proceso de testing), y cómo puede tratarse de forma organizada y ordenada los resultados de las mismas. Para esto fue que luego se dedicó toda una sección a explicar gestión de la configuración, que si bien no es algo directamente relacionado al testing, sino más a áreas de Quality Assurance, tiene enorme impacto en todos estos procesos que de otra forma se volverían caóticos e incontrolables.

Por último, se realizó un repaso sobre la automatización del testing, que incluyó demostraciones prácticas sobre aplicaciones web y Selenium para testing funcional y NUnit como ejemplo de testing unitario.

Agradecemos a Victoria por su dedicación, esfuerzo, organización y dictado del curso, con el cual tuvimos una visión bastante satisfactoria. Esperemos que este sea el comienzo de un proceso de interiorización en el área de testing y quality assurance para la mejora de los procesos en las empresas y en el testing en sí, para que madure como proceso reconocido y firme.

Soy un zorrinito testeado.

Khepera

Pronto a dormir… y no estoy ni a la mitad de un trabajo de Inteligencia Artificial que tengo que hacer.

Debo desarrollar los comandos necesarios para que un robot (denominado Kephera, como la deidad egipcia cuyo ritual interrumpido y una vez terminado significará la renovación del mundo) recorra en un mapa sorteando paredes, llegar a una bolita en una determinada posición, levantarla y llevarla a la zona donde detecte luz.. por supuesto, sin trabarse contra las paredes, en lo posible sin chocarse y demás.

Tengo pensado como hacerlo, pero va a ser un lindo laburito. Va a ser interesante verlo laburar luego, va a ser todo un logro… pero el problema es que tengo otras cosas que hacer también y estoy algo corto de tiempo.

Aparte de eso me tiene un poco triste mi profesor que está siendo atacado (desde hace tiempo ya) con un cáncer bastante jodido y que ya le está impidiendo llevar la vida que desea.

SldZ.-