Alpha's Manifesto

A black and white figure's thought-hive

Nuevas clases en Udacity

Hace unos días me llegó un email sobre Udacity (del cual yo ya había hablado) avisando que hay nuevas clases disponibles allí.

Ahora el listado es:

  • CS101: Construyendo un motor de búsqueda
  • CS212: Diseño de programas de computadora
  • CS253: Ingeniería de aplicaciones web
  • CS262: Lenguajes de programación
  • CS373: Programando un automóvil robótico
  • CS387: Criptografía aplicada

En fin, si a alguno le interesa, voy a estar por ahí.

Soy un zorrinito en aprendizaje.

Cálculo lambda para chicos

Con cocodrilos y huevos

Ayer encontré en el foro de Theoretical Computer Science una pregunta sobre cómo aproximar la ciencia de la computación a chicos entre 8 y 14 años, muy apropiado también para alguien como yo que tiene muy poco conocimiento sólido de muchas de las estructuras y ciencias involucradas.

Todas las respuestas son muy buenas, unas más completas que otras, pero hubo una que me llamó poderosamente la atención. Esta era una forma divertida de aprender cálculo lambda, y se basa en un software creado didácticamente con cocodrilos y huevos, familias y cocodrilos viejos que explica la forma en que recursivamente se aplican las mismas reglas para dar resultados complejos.

Les recomiendo mirar el video completo, aplicado a la lógica booleana. Es muy interesante, y fácil de seguir.

Soy un zorrinito teórico.

Link del día: Máquinas virtuales en la web

Hace pocas horas Peteris Krumins (@pkrumins) anunció que en poco tiempo estará saliendo al público su nuevo proyecto con James Halliday.

Dicho proyecto, llamado StackVM, tiene como propósito poder insertar máquinas virtuales en páginas web, darles conectividad entre ellas con simple pasos como drag & drop, y la cantidad de usos que esto podría tener son miles.

Entre los ejemplos que él menciona en su anuncio, están la posibilidad de dar una demo “live” de un software (que podría incluir por detrás todo el entorno necesario para mostrarlo, incluyendo servidores de bases de datos, incluyendo routers, etc). Podría demostrar online (sí, en la misma página web) el funcionamiento de un software cliente servidor, de un software firewall, o cosas que por lo general son muy complejas de demostrar.

Otro de los ejemplos es la enseñanza, testeos de seguridad, o la posibilidad de que los estudiantes realmente interaccionen con entornos virtuales sin otra necesidad que un navegador.

Otro de los ejemplos es el testeo de aplicaciones. Imaginen probar su software en un entorno Linux, un Mac OS, un Windows en distintas versiones, sin más que un navegador.

Actualmente están de a poco liberando muestras para distinta gente, solo tienen que apuntarse para ser tenidos en cuenta si es que lo quieren probar.

Soy un zorrinito virtual.

Link del día: La clave de una presentación: la sorpresa

Este link es un video, al cual llegué gracias al blog de Thalskarth Maëlstrom (a quién en algún momento comenzaré a llamar “T”), el cual muestra de forma divertida cómo es que un profesor dando una clase sorprende a sus alumnos interactuando con su propia sombra y les da el saludo de vacaciones de pascua.

Fuera de lo divertido y novedoso que resulta (lo cual podemos profundizar en un video donde él nos cuenta cómo lo hizo), hay que destacar algo muy interesante: la sorpresa fue la clave de esta presentación. El concepto novedoso, semi gracioso les permitió a todos mantener la atención centrada en lo que él hacía, sin sentir cansancio ni aburrimiento.

Por supuesto, la presentación no fue muy informativa, pero supongamos que haciendo los mismos pasos, el profesor se hubiera dedicado a enseñarle a sus alumnos cómo es el manejo básico de Windows.

(A partir de aquí voy a contar cosas del video, no lo lean si prefieren ver la sorpresa ustedes mismos.)

El profesor podría haber dicho cosas como “Está borrando mis documentos dejándolo en la papelera!” o “Ahora desde aquí apagaré el sistema para que no moleste más”, o “Quizá si minimizo una ventana ya no la verá y no podrá usarla” (este último es hipotético). Si ese hubiera sido el caso, el profesor estaría enseñando su manejo básico de Windows, orientado a lo práctico, y en una situación tal que los alumnos agudizaran la atención dirigida para asimilar más rápidamente lo dicho.

¿No es eso, acaso, lo importante de una buena presentación?

Soy un zorrinito sorprendido.